lunes, 6 de junio de 2022

LA PANDEMIA DE COVID NUNCA FUE COMO NOS DIJERON, PERO LA PANDEMIA DE VACUNAS ES REAL




El coronavirus de Wuhan (COVID-19) nunca causó una pandemia, pero las llamadas "vacunas" creadas para responder al COVID-19 sí lo hicieron. Esto es lo que sostiene el Dr. Reiner Fuellmich, un abogado litigante alemán que ganó con éxito casos contra megacorporaciones.

En su país de origen, Fuellmich dirige el Comité de Investigación Extraparlamentario de Corona, una organización a la vanguardia de la lucha contra las restricciones y vacunas de COVID-19 que trabaja para organizar un juicio al estilo de Nuremberg contra las naciones y corporaciones que han cometido crímenes contra la humanidad durante el pandemia.

“No tenemos problema con ninguna pandemia, no tenemos problema con ningún virus”, dijo Fuellmich durante una entrevista con Alex Jones de InfoWars. “Solo tenemos un problema con las tácticas de miedo que están diseñadas para llevarnos a aceptar inoculaciones que luego causarán el verdadero problema. Esa es la verdadera pandemia. Son … los sistemas inmunológicos comprometidos. Son enfermedades trombóticas inducidas por vacunas”.

Agregó que la verdadera pandemia son las complicaciones de salud provocadas por las "vacunas" contra el COVID-19. “Nada de lo que estamos viendo es real, excepto el daño que las "vacunas", las llamadas vacunas, están induciendo”.

Fuellmich también dirige una organización llamada Tribunal Popular de Opinión Pública. Este grupo ha publicado varios informes que detallan las numerosas violaciones de derechos humanos cometidas por políticos, científicos y ejecutivos de empresas de todo el mundo durante la pandemia de COVID-19.

Durante una audiencia pública en febrero, que se convocó para galvanizar el apoyo público para presentar casos legales contra las principales entidades y organizaciones criminales, Fuellmich explicó con gran detalle cómo se diseñó la aparente pandemia de coronavirus.

“Uno, no hay una pandemia de coronavirus, sino solo una prueba de PCR ‘plandémica’ alimentada por una elaborada operación psicológica diseñada para crear un estado constante de pánico entre la población mundial”, explicó. “Esta agenda ha sido planeada desde hace mucho tiempo”.

Fuellmich se refiere a las pruebas de reacción en cadena de la polimerasa ampliamente reconocidas como la forma más precisa en que las personas pueden averiguar si tienen COVID-19 o no. Pero como señaló Ben Armstrong durante su programa, “The Ben Armstrong Show”, las pruebas fueron defectuosas desde el principio.

“Tenías que tomar estas pruebas que se encienden para detectar cualquier tipo de coronavirus y estaban diseñadas para ser extremadamente sensibles, de modo que incluso si no estabas enfermo y solo eran, digamos, un falso positivo … bueno, te consideras positivo, dijo Amstrong.


A la mayoría de los que dieron positivo se les dijo que eran casos asintomáticos. Pero, como señaló Armstrong, en realidad, todos eran falsos positivos.

“Sabes que eso es una estafa. No hay tal cosa”, dijo. “Si eres asintomático, eso significa que no estás enfermo. [No puedes] infectar a otras personas mientras no tengas síntomas. No, eso no pasa. Si está enfermo y puedes infectar a otras personas, siempre tendrá síntomas. Habrá síntomas de ello”.

Fuellmich señaló que los conspiradores responsables de la pandemia también son responsables de promover el uso de “inyecciones letales experimentales” y de demonizar y descartar el uso de tratamientos efectivos como las vitaminas C y D y los regímenes de zinc, ivermectina e hidroxicloroquina.

El objetivo final de la pandemia, según Fuellmich, es el establecimiento de un Gobierno Mundial Único que utilice una moneda única.

“Esto implica el control de la población que, en su opinión, requiere tanto una reducción masiva de la población como la manipulación del ADN de la población restante con la ayuda de inyecciones experimentales de ARNm”, dijo Fuellmich.

Arsenio Toledo
(Fuente: https://www.naturalnews.com/; visto en https://buscandolaverdad.es/)

5 comentarios:

  1. Conversación real con un conocido de los que se han creído todo el cuento desde el principio hasta el fin, ha cumplido con total convicción todas las imposiciones de la OMS -confinamiento, mascarillas, mogollón de test y triple pinchazo- y que,sin embargo, está preocupadísimo porque ¡ha vuelto a pillar el covid y tiene una tos que no le deja en paz desde hace varias semanas-

    Yo: ¿Qué tal va tu tos?
    Señortrespinchazos: Fatal, es covid. Ya no doy positivo, pero sigue sin quitárseme... es covid. Temo que sea long covid.
    Yo: Lo que está claro es que eso de que las vacunas inmunizaban no era verdad.... estos de las farmacéuticas nos han tomado el pelo..
    Señortrespinchazos: bueno... inmunizan bastante, la prueba es que en esta septima ola ha habido muchos menos casos, pero aún así, claro no inmunizan al 100%, y como la gente se empeña en no usar mascarilla... y encima te obligan a ir a trabajar aunque tengas covid...
    Yo: Lo curioso es que hay países donde no se ha vacunado ni el Tato -y no hablo de Nigeria y del África subsahariana, sino de Bulgaria y los Balcanes en general y algunos estados del Sur de EE.UU.- y no parece que allí estén mucho peor que aquí que nos hemos pinchado todos... ¿no te parece un poco raro?
    Señortrespinchazos: No sé... se ve que las últimas variantes son más leves.
    Yo: Pues lo que nos digeron los de las farmaceúticas es que eran más leves sólo si estabas vacunado... pero yo tengo amigos Búlgaros y me cuentan que ahí no se está muriendo nadie, ni hay colapso hospitalario, ni nada... yo creo que todo esto ha sido un negocio de las farmaceúticas, que de momento son las únicas beneficiadas de todo esto.
    Señortrespinchazos: Sí, la verdad es que ha habido muchos intereses económicos...
    Yo: Y el tema es que ya uno no sabe si lo que hay ahora es covid o efectos secundarios de las vacunas... porque está claro que haberlos haylos... yo es que de una vacuna que se hizo en sólo seis meses, la verdad, nunca me fié...
    Señortrespinchazos: la verdad es que no lo sabremos nunca... en fin, de todas formas lo único que está claro es que todos vamos a morir, hagamos lo que hagamos...
    Yo: (pensando: a buenas horas te das cuenta, macho)

    Conclusión: cada vez veo más claro que la gente no tiene tanto miedo a la muerte como a "significarse" y poner en cuestión a "los expertos". El mundo es "ansí",

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nuestra sociedad esconde la muerte pero aun dura lo de descansan.
      Tenemos miedo a morir, mas o menos como corresponde, hasta puede que tengamos más miedo a vivir de rodillas. Pero el problema no es morirse o no, el problema es salvarse; la gente vuelve de la vacuna lo mismo que del confesionario... como diciendo "si me muero ahora ya estoy salvado", pero claro si pasan unos días... siempre hay pecadillos... y hay que volverse a confesar.
      Hay que confesarse una vez al año como mínimo...dicen los de siempre.

      Eliminar
  2. En fin, somos lo que otros quieren que seamos, siempre hemos dejado en manos de otros nuestro devenir, nuestro destino, si este existe realmente, si dejamos que se adueñen de todo lo que necesitamos para subsistir y nos obligan a pagar por ello en forma de esclavitud, todo lo demás y lo que nos venga es solo relleno, distracciones y seguimos "asín".

    ResponderEliminar
  3. EL CONGO.
    Dale una vuelta.Y veràs el reflejo.
    Lo que te espera....no es catastrofismo...
    Es la p...ta realidad.
    No es un sesgo de confirmacion.


    Odio las frases echas..
    Cuando veas las barbas de tu vecino...
    Saint Denis...jajaja y ja.

    ResponderEliminar
  4. Así te lo digo,no pierdo mi valioso tiempo en trespinchados...es mas,soy humana y quiero entenderles...RESPETO.
    NO TODO VALE,CON IRME SIN EXPLOTAR.SUFICIENTE.

    ResponderEliminar